0

rothenburg baviera alemania 01 Rothenburg ob der Tauber, el pequeño pueblo meca del turismo alemán

De camino de la celebre ‘Ruta Romantica’ (Romantische Strasse) que bordea el sur de Alemania, se sitúa ‘Rothenburg ob der Tauber‘, un encantador pueblo de la región de Baviera, que se presenta como una auténtica aldea de un cuento de hadas, donde parece que el tiempo se detuvo en la época de la Edad Media.

El viajero que llegue a este pueblo bávaro podrá descubrir su pintoresco casco histórico, poblado de antiguas casas con entramados de madera, coloridas plazas atravesadas por un laberinto de callejuelas empedradas, como también monumentales torres y murallas que transportan al visitante a épocas pasadas, de magos y leyendas, como de caballeros y princesas medievales. Geográficamente Rothenburg se sitúa hacia el centro sur de Alemania, en el distrito de Ansbach de la región de Franconia Media, a 60 kilómetros del oeste de la ciudad de Nuremberg.

Sin dudas en la antigua ciudad imperial de Rothenburg el viajero podrá recrearse como fueron la Edad Media y el Renacimiento en el sur de Alemania, todo esto recorriendo y disfrutando su peculiar casco antiguo. Según las autoridades de turismo alemanas Rothenburg ob der Tauber es uno sitios más visitados de Alemania junto al castillo de Neuschwanstein y la ciudad de Heidelberg.

0

castillo Hohenschwangau bavaria alemania Hohenschwangau, el espectacular encanto de los castillos bávaros

El Castillo de Hohenschwangau es un histórico castillo neogótico del siglo XIX de la región de Baviera, al sur de Alemania, que junto con el Castillo de Neuschwanstein constituyen unas de las principales atracciones turísticas de la región. Hohenschwangau fue la residencia real de veraneo y de caza del Rey Maximiliano II de Baviera, de su esposa Maria de Prusia y de sus dos hijos, Luís y Otto.

El castillo de Hohenschwangau se encuentra próximo a la frontera entre Alemania y Austria, junto al pueblo de Schwangau, cercano a la ciudad de Füssen, en el sudoeste de Baviera, a tan sólo 127 Km. de la ciudad de Múnich. El Castillo de Hohenschwangau fue construido sobre los restos de la antigua fortaleza de Schwanstein, una construcción defensiva que se estima que fuera construida alrededor del siglo XII.

Una familia feudal de la región fue la encargada de construir esta fortaleza medieval entre las montañas, que cambió de dueños a lo largo de su historia y que finalmente, ya en ruinas, fue descubierta en 1829 por el Príncipe Maximiliano (posteriormente Rey Maximiliano II de Baviera), que deslumbrado por la belleza de su entorno, adquirió la propiedad y comenzó la construcción de un castillo en 1832. El castillo se encuentra abierto al público y el interior del mismo se mantiene estupendamente conservado. El propietario y administrador del mismo es el Wittelsbach Ausgleichsfonds (Fondo de Compensación de Wittelsbach).

0

castillo Neuschwanstein baviera alemania 01 Castillo de Neuschwanstein, un castillo de ensueño al sur de Alemania

Situado cercano a la frontera con Austria, a sólo hora y media al sudoeste de la ciudad alemana de Munich y próximo al encantador casco antiguo de la localidad de Füssen, se encuentra el Castillo de Neuschwanstein, una de las construcciones históricas más conocidas de Alemania y uno de los destinos germanos más frecuentados por el turismo, una atracción que recibe cerca de un millón y medio de visitantes cada año.

Este célebre castillo fue construido por orden de Luis II de Baviera, tristemente conocido como el ‘rey loco’, quien influenciado por la mitología alemana y las obras heroicas de la época decidió su construcción en una época en la cual los castillos y fortalezas no servían desde el punto de vista defensivo. Este castillo se presenta como una construcción de estilo neogótico y neorrománico que buscaba armonizarse con el espectacular entorno donde se encuentra, bordeado por montañas y lagos de la región.

El Castillo de Neuschwanstein se halla situado sobre un promontorio que domina el desfiladero de Pöllat, al pie de los Alpes Bávaros, y se alza próximo al castillo de Hohenschwangau y los lagos Alpsee y Schwan. El mirador del Castillo ofrece espectaculares vistas de la región, como los lagos, el Castillo de Hohenschwangau y el Marienbrücke, el puente suspendido en el desfiladero del Pöllat.

0

mercado flotante bangkok 1 1024x679 Los colores del Mercado Flotante de Bangkok

Aunque hay algunas versiones pequeñas en los canales de la capital tailandesa lo cierto es que solo hay un auténtico Mercado Flotante de Bangkok: su nombre es Damnoen Saduak y en realidad se encuentra a unos 100 kilómetros de distancia de la ciudad. Pero se puede visitar en una excursión de un día, es más, se debe visitar sin excusas, pues se trata de una experiencia extraordinaria.

El espectáculo es increíble: una explosión de colores, sonidos y aromas con los canales (khlongs) atestados de barcas que son en realidad puestos de venta. Los turistas se mezclan en la marea a bordo de canoas de estilo thai para fotografiar cuanto ven a su paso y para llegar a todos esos productos relucientes que flotan a su alrededeor.

0

museo lapidario narbona francia 04 Narbona, los principales museos de la ciudad francesa

Museo Arqueológico de Narbona:
Situado en el antiguo Palacio, el Museo Arqueológico de Narbona revela los orígenes de la ciudad y la región a través de las colecciones que ofrecen información sobre las antiguas instituciones, cultos y actividades comerciales que se desarrollaban en la Narbona romana, y que se suma a la colección de piezas prehistóricas que posee este importante museo francés. El Museo Arqueológico de Narbona posee la mayor colección de pinturas romanas de Francia, procedentes en su mayoría del yacimiento arqueológico del Clos de la Lombarde (villa galo-romana al norte de la ciudad), objetos que decoraban las viviendas acomodadas de Narbo Martius. Este museo detalla asimismo la construcción de una casa galorromana y las técnicas de la pintura mural en la antigüedad.

Museo Lapidario de Narbona:
Las colecciones del Museo Lapidario de Narbona fueron instaladas en el interior de la antigua iglesia de Nuestra Señora de la Mourglier, que guarda los restos de un antiguo convento benedictino del siglo XIII y que actualmente ofrece un excelente ejemplo del arte gótico meridional francés. El museo posee una colección de 1.300 inscripciones antiguas, estelas, dinteles, bustos, sarcófagos y enormes bloques esculpidos, procedentes en su mayoría de las murallas de la ciudad y que dan testimonio del pasado de la antigua capital de la Galia narbonesa.